DTM 2011 – “Show event” Munich

El DTM decidió hacer algo diferente, una carrera al estilo de la de Campeones, pero con sus propios coches. Desde el año pasado están promocionando el evento, que no es puntuable, aunque no se descarta que algún día lo sea. Veremos que tal sale, porque en el fondo esto es espectáculo, no carreras.

Quizás lo más atractivo del fin de semana ocurra el viernes, con la presentación oficial de BMW. Me ha costado un poco, pero al final he conseguido el contacto correcto para que me invitaran, así que allí estaré.

Viernes, 15 de Julio

06.00h. Esta vez tengo el vuelo a una hora más normal, así que no hace falta levantarse a horas inhumanas. Con madrugar es suficiente.

08.20h. Las cosas como sean, sacar la tarjeta de embarque por Internet ha ido muy bien. Había la habitual cola en Lufthansa, y yo he pasado delante de todos como un señor. También es una ventaja que esta compañía te deje embarcar una maleta.

10.10h. Vuelo sin incidencias, aunque me paso un buen rato intentando ver el Paul Ricard desde el aire. Estoy en el lado adecuado y es en esta ruta, pero cuesta mucho verlo. En todos estos años sólo lo he visto una vez, y hoy no será la segunda.

Aquí se colocan los ingenieros. No es gran cosa, pero tampoco hay tanto que ver.

11.00h. Esta vez viajo sólo, como hacía antiguamente. Afortunadamente estuvimos aquí hace quince días, así que localizar el alquiler de coches y cumplir todo el trámite me resulta fácil y lo hago con tranquilidad, sin prisa y sin agobiarme. Sentado en el Ford Fusion espero a que el GPS encuentre un satélite de su gusto, regulo bien asiento y retrovisores, y con calma me dispongo a iniciar un nuevo periplo DTM.

12.00h. Sin mayores problemas localizo el hotel, me doy de alta y como aún no está disponible la habitación, dejo la maleta en recepción y me voy al circuito… ¡digo, al estadio! Que cosas venir a parar aquí, la Olimpiada de Munich fue importante para mí, la seguí con una devoción e interés que nunca más he repetido. Fueron los juegos de Mark Spitz y de los atentados de Septiembre Negro. Además estuve aquí de paso hace veinti tantos años, en un viaje por Europa con mi novia. Precisamente quería que viniera conmigo a este viaje (mi novia, que lo sigue siendo porque después de tantos años aún no nos hemos casado) pero Anja Wente, la delegada de Prensa de ITR me lo desaconsejó porque tenían muchos problemas de pases e invitaciones. Fue un error hacerle caso.

12.30h. Llego hasta el parking de Media, pero como no tengo acreditación (las del DTM no sirven) no me dejan entrar. Tras dar una vuelta interminable por las autopistas de los alrededores (con lo agobiante que es eso) termino en el mismo sitio sin haber encontrado el centro de acreditaciones. Cuando llego el hombre de la puerta sale raudo llamándome por mi nombre y dándome un ticket de entrada. Al parecer he sido el primer periodista en llegar, y no sabía muy bien lo que tenía que hacer. Mientras yo daba vueltas, o él se ha informado o alguien le ha dado instrucciones.

13.00h. Pues no, no he sido el primero, al menos arriba en la Sala de Prensa, porque ya hay dos colegas. Nada más llegar elijo sitio (aunque me da que no va a haber problemas de overbooking precisamente) dejo el ordenador, cojo la cámara y me voy a patear el lugar.

Miguel, Jarvis, Rockenfeller y oculto, Mortara, en las gradas del estadio.

13.15h. Lo primero descubrir el Estadio, imponentemente asfaltado y donde ya están rodando los coches, de dos en dos. Veo mi habitual cabina de retransmisión, al menos junto a las otras, todas cutres pero con una buena vista del circuito. Paseo por las gradas, y en la segunda o tercera decido bajar para hacer una foto desde abajo. Cual no es mi sorpresa al encontrarme a Miguel con Jarvis, Rockenfeller y Mortara, sentados en la tribuna viendo evolucionar a sus colegas. Miguel me cuenta que ya ha rodado, que tienen dos turnos de diez minutos, separados por dos horas de espera.

13.30h. En vista de que la cosa no promete demasiado, me voy a visitar el paddock. Me cuesta encontrar el hospitality de Audi, pero es que está algo alejado, en, un lugar idílico, en el famoso lago del parque del Estadio. Almuerzo, que ya va siendo hora. Miguel me ha dicho que vuelve a rodar a las tres de la tarde.

14.00h. En vista de ello me doy un paseo por los jardines y parques. Toda esto era un descampado donde fue a parar toda la tierra del metro de Munich, y aquellos juegos olímpicos significaron la remodelación de toda esta zona, con el Estadio, la villa Olímpica y la llegada de BMW años después. Como ya he dicho, es un lugar que tuvo su importancia en mi vida, y me siento abrumado por mis propios recuerdos al visitarlo. Andando, andando, llego al pie de la inmensa torre de televisión. Ni que decir tiene que toca volver a armarse de valor y subir a lo alto para hacer fotografías. Que lástima que Mariano no haya venido, le habría hecho sufrir un poco.

El famoso edificio de BMW.

14.30h. El ascensor sube 185 metros a una velocidad de 7m/s y luego hay dos pisos más para subirlos a pie. Supongo que estaremos rozando los 200 metros de altura. Las vistas desde lo alto son impresionantes, como podéis apreciar por la foto que habre la entrada y la que está aquí al lado. Me estoy un rato, y cuando ya lo he fotografiado todo vuelvo a mis obligaciones. Tras otra caminata interminable localizo los boxes, que están habilitados en los aparcamientos exteriores del estadio… pero por el otro lado, es decir, lo más lejos posible.

15.00h. Siguiendo el recorrido que hacen los coches al salir de boxes termino por reconocer toda la zona: ahora entiendo por donde van y por donde entran al estadio, lo hacen por la puerta de la maratón. Yo he ido por la parte de arriba, por eso he tenido que andar tanto. Me quedo con Miguel viendo rodar algunos coches, y después sigo su entrenamiento en el pre parque a través de los monitores. Queda segundo entre los Audi, por ahora vamos bien.

16.00h. Vuelvo por fin a la sala de prensa, no sin antes dar alguna vuelta más por el parque, cruzando el puente que lleva a la que fuera la Villa Olímpica, y donde tuvieron lugar los trágicos sucesos de los Juegos. Veo un gran monolito lleno de signos hebreos y un nombre en alemán. Supongo que son los fallecidos en el atentado.

17.00h. Por fin en la sala de prensa, esta vez si, a trabajar un poco, que ya no se cuantos kilómetros llevo andados. Descargar fotos, contestar correos, actualizar blog, planear el fin de semana, que empieza dentro de un rato con la esperada presentación de BMW. Trabajo un poco a toda prisa porque me he pasado el día dando vueltas.

El nuevo protagonista del DTM: por fín el BMW M3 está aquí.

18.00h. Fin de la actividad. Toca empaquetar y andando hacia el BMW Welt, que está aquí al lado. Aunque sólo hay que cruzar la autopista, no dejan de ser diez minutos más andando a buen ritmo. Paso cerca del parking, así que opto por dejar el ordenador, que pesa una barbaridad e ir más ligero. Llego bien, cruzando el Museo BMW, que así a primera vista no me parece gran cosa.

19.00h. Hago corrillo con los periodistas franceses, italianos y suizos y bromeamos sobre el hecho de que hoy aquí hay dos tipos de personas: los que venimos de trabajar, mal vestidos, sudorosos y cansados, y la gente “guapa” que ha llegado directamente del hotel, trajeada y aseada. La presentación es correcta, nos enseñan el nuevo coche pero sin desvelar nada y dejando claro que este no es más que el primer paso. Sólo están Priaulx y Farfus como pilotos, y me sorprende que no haya nadie más, ni siquiera algún piloto alemán. Pero como no hay preguntas, me quedo con las ganas de indagar. El coche es precioso, pero todos los coches DTM son bonitos. Norbert Haug se esconde en un rincón y hace fotos con su teléfono.

El del fondo es Norbert Haug, haciendo fotos con su teléfono.

20.00h. Tras la presentación, a la que ha asistido todo el mundo (incluso Norbert Haug y el Dr. Ullrich) viene un tiempo distendido, de charlar unos con otros. Tengo una larga conversación con Andy Priaulx, me cuenta que afortunadamente lo del cáncer de próstata fue una falsa alarma, hablo también con Farfus (ambos me recordaban del WTCC, o al menos fueron políticamente correctos al afirmarlo), y en un aparte saludo a Hans Werner Aufrecht, el gran patrón de ITR, quien me presenta a Jens Marquant, el nuevo jefe de BMW, como “el periodista español del DTM”.

21.00h. Tras una cena informal y divertida, donde todo el mundo habla con todo el mundo, llega la hora de compartir relajadamente una copita y de ir pensando en la retirada, recogiendo el voluminoso dossier de prensa (resumido en un lápiz de memoria del tamaño de una tarjeta de crédito que se puede llevar en la cartera como tal). La fiesta sigue, pero la verdad es que no es nada del otro mundo, como ocurre muy a menudo, es de estas citas donde lo importante no es ir, sino haber ido.

22.00h. Llego al hotel más muerto que vivo. Una ducha mientras se descargan las fotos, un vistazo para ver que tal han quedado (hoy me he traído la Cannon, la aventura lo valía) y a dormir.

Sábado, 16 de Julio

07.30h. Una noche reconfortante pero una madrugada incómoda por la luz, a pesar de lo cual me levanto fresco y dispuesto a iniciar un día más de DTM.

09.00h. Tras tomármelo con calma y ya sin el GPS, llego a la Sala de Prensa. Lo primero chequear el correo, y luego ir a dar una vuelta, a encontrar a Miguel. Hago el camino con Thomas Voigt, de Audi Prensa, me cuenta que tienen cinco coches dañados, que ayer el piño de Jarvis les costó tener que cambiarle el motor. El sitio y el ambiente son formidables, pero en esta pista y con estos coches…

Boxes en los toldos de los camiones. Antiguamente era así, y a esa zona se le llamaba"paddock".

10.00h. Hablo con Miguel y con Markus, incluso entramos en el camión para darle un vistazo en su ordenador a una tarjeta de memoria que llevo encima. Buenos ánimos y buenos deseos. Vuelvo a la Sala en el momento que llega Guido. Lo primero que hace es darme las gracias por las indicaciones que le di ayer para llegar, ya que no hay señales indicativas. La clave era “Spiridon Louis 21”, que es la dirección exacta donde está el parking, para introducirla en el GPS. Por cierto, este Spiridon fue el primer atleta de la era moderna en ganar una maratón, en Atenas 1896.

10.35h. Empieza el prólogo, sólo dos pilotos quedarán eliminados, parece claro quienes son los candidatos/as, salvo que alguien se estrelle… ¡y el que se estrella es nada más y nada menos que Miguel! No puedo creerlo, cuando las cámaras están siguiendo a Rockenfeller veo aparecer una bandera amarilla, sólo puede ser él. Hace un trompo y después, intentando recuperar tiempo, toca fuerte contra el muro. Eliminado definitivamente.

11.00h. Otra decepción, y lo peor es que esto significa que ya se puede ir a casa. Tengo que ir a verle, pero prefiero esperar, dentro de una hora tengo pruebas con TV3. Las haré con Marcel Douklas a mi lado, hablando de Munich y de este maravilloso complejo deportivo realmente adelantado a su tiempo.

12.30h. Finalizadas las pruebas me voy a los boxes, a buscar a Miguel. Su coche está patas arriba con todos sus mecánicos trabajando en él. Esto no tiene pinta de ser el adiós definitivo, así que veo a Markus y se lo pregunto. Me dice que mañana Miguel tiene una repesca con el peor Audi de hoy. Esto lo habíamos entendido mal (Miguel y yo), al menos volverá a correr mañana.

13.30h. Me estoy un buen rato con él, luego almuerzo algo en el mini hospitality que tienen aquí y me voy a la Sala de Prensa, a seguir las eliminatorias por televisión. De momento todo esto me parece un poco peñazo, pero también reconozco que ahora mismo mi ánimo no es el más adecuado.

Menudo grupo: Paffett, Green, Farfus, Priaulx y Ekström.

15.30h. Me voy con Miguel a la sesión de autógrafos en el Audi Fan Treff, con Mattias Ekström. Después hemos de hacer lo mismo en un “stand” montado por la Comunidad Valenciana, para promocionar la carrera en Cheste. Cuando llegamos hay una buena cola de gente esperando, así que los quince minutos son plenos. Désirée Stenderup (que es valenciana pese a ese nombre) es muy amable, y pasamos un rato agradable. Luego toca hacer lo mismo en otro “stand”, en el paddock, aunque al menos podemos ir hasta allí en la scooter de Miguel. Otra vez veinte minutos firmando autógrafos, con un calor agobiante. Están los pilotos de Audi, Mercedes y BMW, y entre firma y firma hacen corrillos. A saber lo que se cuentan.

17.15h. Nos vamos al Estadio a ver la final. Tengo problemas para entrar en la zona VIP que está controlada por Hankook, pero al final entre unos y otros me acaban dando la cinta necesaria. Lo vemos en un sitio preferente, y aunque hasta ahora todo ha sido aburridillo, las semifinales son emocionantes. En la de Mercedes pasa algo curioso, Spengler va cómodamente en cabeza, pero al llegar al pit stop Van der Zande entra y sale primero aunque al final acaba perdiendo. ¿Qué ha pasado? Sólo tras varias repeticiones Miguel se da cuenta: Renge ha entrado en el box de Bruno en lugar de en el suyo (sólo has dos para todo el mundo, así que la confusión es aceptable). En tales circunstancias ambos pilotos deberían ser excluidos por llevar cada uno los neumáticos del otro, pero claro, nadie desea acabar así y Spengler llega a la final.

18.00h. Gran y emocionante victoria de Edoardo Mortara, que además gana en las dos finales. Muchos aplausos en el clan Audi, Miguel salta de contento a mi lado. Al terminar me voy a la sala, y al primero que me encuentro es a Guido, al que le suelto un “maledetti italiani” y a partir de aquí empezamos a discutirnos en broma, mientras Thomas Urner que está en la fila de mesas de atrás se parte de risa “with this strange people from Spain and Italy”.

19.30h. Hasta esta hora estoy haciendo cosas varias, entre ellas la página del Santander del lunes. Luego me marcho al hospitality de Audi en el lago para trabajar con Miguel. Mientras le espero llega Arno Zensen, el jefe del Team Rosberg, y le recibo con un “and the winner is…” alzando la voz, se ríe y me saluda efusivamente. Viene Alessandro, así que me animo a cenar con él. Cuando llega Miguel empieza la habitual rueda de prensa, en la que nos cuentan que el nuevo A5 estará listo para su presentación en el Salón de Frankfurt. Apenas hemos llegado a mitad de temporada y todas las atenciones están centradas en 2012.

En el lago y con la torre de televisión al fondo: el hospitality de Audi.

20.30h. Estamos de mesa redonda Alessandro, Miguel, Edoardo Mortara y su novia, que se llama… ¡Montserrat! vaya sorpresa, pero pronto me lo explica, es chilena de abuelo catalán. Luego aún se apunta Filipe Alburquerque, y tras hacernos unas risas y comentar algunas cosas, Miguel se va el primero, y Alessandro y yo le seguimos poco después. Mientras vamos hacia el parking me riñe porque un día en este diario le apellidé Sabatini en lugar de Gargantini. Ya vigilaré más, pero caramba que honor que me lea estas crónicas.

Domingo 17 de Julio

07.00h. Ayer descubrí que mi ventana tenía persiana, así que he dormido más y mejor. Pero estoy inquieto, tengo el vuelo esta noche y esto siempre me desasosiega.

08.20h. Soy de los primeros en llegar, ni tan siquiera están las lanzaderas para el recorrido parking-Sala de prensa. Afortunadamente hay poca distancia, aunque la última subidita es de las de echar el bofe. Ya he desayunado en el hotel, así que reviso el correo y me voy a los boxes.

Parque de salida, a la puerta del Estadio. Los últimos ajustes se hacían antes de entrar.

10.00h. Estoy con Miguel y todo el equipo Audi hasta la eliminatoria. Miguel gana a Frey, y sorprendentemente Stoddart a Engel, no he visto lo que ha pasado porque ya me había ido camino de regreso. Al menos Miguel ya está en los octavos, aunque le tocará con uno de los peores “huesos”: Spengler.

12.00h. Regreso a la Sala y me instalo para trabajar dos horas a todo ritmo. Guido y Alessandro me invitan a ir con ellos a lo alto de la torre de televisión. Ya me apetece repetir ya, pero mi “planning” no me lo permite. Quiero ver los octavos ya en la cabina de retransmisión porque luego va todo muy seguido, y tengo que adelantar cuanto trabajo pueda.

Ejem... sin comentarios.

12.45h. Ya estoy en la cabina, tengo una buena vista (no se si quedará bien la foto de la rubia que hay justo delante de mi) y me concentro en los dieciseisavos de final. Spengler elimina a Miguel, así que se acabó. A ver si por lo menos puede venir hasta aquí.

14.00h. Empezamos la retransmisión, y cuando apenas han pasado diez minutos llega Miguel, sudoroso, cansado, ni tan siquiera se ha cambiado para llegar cuanto antes ¡gracias por el esfuerzo! Me hace señas de que me espere cinco minutos a darle entrada, para recuperarse. Después se queda hasta el final, lo que convierte esta retransmisión en una excelente entrevista con él. Hablamos de muchas cosas, y bromeamos con Francesc Latorre para que adivine el nombre de la novia de Mortara.

15.15h. Hoy ha ganado Spengler cuando Mortara se ha salido al intentar recuperar alguna décima de retraso que llevaba. Con el Estadio más lleno el show ha ido ganado peso, y aunque el final haya sido un poco descafeinado, el público aplaude a rabiar a Mortara cuando saluda haciendo un gesto de disculpa, y a Spengler cuando se sube al capó del coche para celebrar su triunfo.

16.00h. Vamos juntos a la Sala de Prensa, allí ya está Moritz para que podamos hacer la entrevista post-carrera, lo cual me va de perlas. Al terminar ya nos despedimos, él tiene un vuelo a la siete y yo a las nueve, así que no hay tiempo que perder.

18.00h. Aunque he sufrido un poco con Internet y con la falta de fotos, consigo terminarlo todo una hora antes de lo habitual, así que no pierdo ni un minuto para irme. Aún falta, pero me gusta ir con tiempo, en previsión de lo que pueda suceder. Que naturalmente es tener un conflicto entre el GPS y los indicadores de la autopista, lo que me hace perder media hora.

20.00h. Deambulo por el aeropuerto para comer algo, y encuentro a Moritz y uno de sus colegas haciendo lo mismo. Cenamos juntos y mantenemos una charla agradable. Después ya nos separamos con los mejores deseos de volver a vernos en tres semanas, siguiente cita del DTM en Nurburgring.

En plena retransmisión le hice esta foto a Miguel. Aquí si que se ve la vista del estadio desde la cabina.

Ficha del viaje: Show Event de Munich, no puntuable
Fecha: 15 – 17 de Julio
Vuelos: Lufthansa LH1817 BCN- Munich y LH1818 Munich-BCN, Airbus 210-200
Coche: Ford Fusion
Hotel: Rilano, Domagstrasse 26
Km. Recorridos: 146 km.

Anuncios

Acerca de Carlos Castellá

Soy Carlos Castellá, comentarista de automovilismo deportivo. Empecé de joven en el karting, modalidad que me permitió iniciarme en las carreras y en el periodismo, y que me llevó hasta la Fórmula 1, donde fui locutor de televisión durante siete temporadas. También he trabajado en otros campeonatos como la NASCAR, el WTCC, el DTM, las World Series, la Indy Car y tantas otras experiencias acumuladas a lo largo de los años, tanto periodísticas como reglamentarias e incluso jurídicas.
Esta entrada fue publicada en Mi DTM 2011 y etiquetada , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

28 respuestas a DTM 2011 – “Show event” Munich

  1. Josep dijo:

    Muy buena entrada, ésta ha sido diferente a las demás y se nota.
    La retransmisión como siempre genial, y un lujo que también estuviese Miquel. Por cierto ¿era sonido telefónico, no? Además, llegaba un poco antes el sonido, como os pasa a menudo, y por ejemplo el accidente de Mortara lo oimos cuando apenas había llegado a la curva… es un poco molesto.
    En cuanto al evento, tengo que decir que no me pareció gran cosa, pero tampoco estuvo mal. Está bien que hayan hecho algo diferente, para provar. Aunque con estos coches, creo que si hubiese sido una Race of Champios tampoco hubiese sido mejor. Yo no lo haría puntuable, o como mucho 1 punto para el ganador (aunque sería vergonzoso si se decidiese un campeonato por un punto y fuese éste).

    • Josep dijo:

      Vaya ¡pole!

      • Efectivamente, vaya pole. Estoy de acuerdo con lo que dices, no acabo de verlo como prueba puntable. Como “show” estuvo bien.

        Tal como apuntas, la línea era de baja calidad, por eso parecía que estuvieramos al teléfono. No estoy muy contento con Wige, no.

  2. Gonzalo dijo:

    que tal “maquina” el BMW!!! wow! se ve impresionante! muy lindo!
    No me molestaria darme unas vueltas en el!

  3. Miguel-2 dijo:

    Pues… no sé… a mi no me convence todo esto… Me imagino que debe ser algo que hay que ver en vivo, porque por la tele no motivaba mucho a seguirlo y, al igual que algunas carreras (sobretodo de F1) la principal motivación es el equipo de comentaristas que, además, ha sido perfectamente complementado en esta ocasión.

    ¡Así que mi enhorabuena al equipo! 😉

    • Efectivamente Miguel, yo tampoco. Como show fue formidable por el lugar, el ambiente y la oferta, pero como motor-racing no me acaba de convencer. Quizás hace falta algo de tiempo para asimilarlo, pero una “carrera” en la que no se puede poner la tercera velocidad es algo raro.

  4. ImprezaSTI dijo:

    Bien, algo diferente. Supongo que en directo transmitiria más emoción. Creo que le falta algo para que tenga un pelin más de emoción, aunque hay que reconocer que el detalle del cambio de ruedas estuvo muy bien.
    Por cierto, con tanta “chachara” en la retransmisión se os pasaron las dos penalicaciones, aunque usted estuve más al quite que Francesc, supongo que la veterania es un grado.
    Gracias una vez más.

  5. taz dijo:

    Münchem, ¡¡¡que ciudad tan bonita!!!, de todo lo que tiene se me quedó grabada la Osram Platz toda llena de bombillas de la susodicha marca (tonterías mías).

    El evento ganaría mucho si se hiciese un ovalo por encima de la pista de atletismo, un Bristol en pequeño, 22 coches en 400m, sería la bomba!!!.

    ¿Que demonios hacía Norbert Haug haciendo fotos???
    ¡pero si seguro que el coche era de pega!!!. Ridiculo.

    • Hombre, un Bristol, no estaría mal… Norbert Haug se pasa el día dale que te pego con el móvil, no se si es twitter o enviando mensajes, pero se le ve siempre así. E hizo fotos, si.

  6. Chueco dijo:

    En mí tuvo un efecto como Lausitz… Sí, tiene “algo”, pero se pierde el cara a cara de las carreras de turismos, y especialmente la gracia del DTM que es la lucha cuerpo a cuerpo.

  7. oalfonso dijo:

    Me apunto a la idea un DTM-Bristol, carrera nocturna y 20 coches en carrera, podría ser un espectáculo muy grande.

    El BMW es bonito, además hay que aplaudir el que usen el M3. Los coches deportivos tienen que demostrar que son deportivos en la pista. El 911 sigue siendo una leyenda porque todos los domingos algún 911 corre en alguna carrera.

  8. Hola !!

    Lo primero muy buena retransmisión y un detallazo por parte de Miguel subirse a la cabina y contarnos de primera mano muchos detalles.

    Sobre el evento. Estuvo muy bien para ser la primera vez. Obviamente hay que pulir muchos detalles, pero al igual que las personas no nacen enseñadas, estás cosas no salen perfectas a la primera… pero me parece un evento interesante y de futuro. El hecho es que fue un éxito de público bastante espectacular y de ello creo que, Carlos, nos podrás dar buena fe. En las gradas se veían huecos, pero es que el Olimpico es MUY grande y también había mucha gente en los alrededores. Además, con BMW en 2012 y quizás una 4ª marca en 2013 o el show mejorado, no descarto verlo casi hasta arriba.

    Como ya he comentado con Carlos y como dijo en la retransmisión, como Show perfecto, más allá… buffff. No descartaría del todo la opción de Josep, dar un punto al ganador. Le daría una motivación a los pilotos y no veo porqué la vergüenza, porque no deja de ser una habilidad más como piloto. Si en todo un campeonato tu título ha de depender de este punto, pues no veo mal que se lo lleve uno que en igualdad de condiciones, sea capaz de ser mejor o jugársela más rozando los muros como vimos en el Olimpico de Munich.

    Aún asi me decanto por el Show… pero un punto para el ganador no lo descartaría como preferencia personal, por lo dicho; ya no sería correr por correr para los pilotos y no deja de ser una habilidad más, al igual que ganar en Monaco tiene su mérito especial (salvando las distancias claro) o Macau.

    Cosas que hay que pulir: Claridad de normas, más información a público en estadio y espectadores en televisión. Formato de carreras. Eso de dos ganadores no mola. Que el sábado hagan una competición por equipos y que el ganador sea una marca, y el domingo sean los pilotos individuales, por ejemplo.

    Sobre BMW. A mi también me extrañó que no presentaran a ningún piloto alemán, pero igual presentaron a Priaulx y Farfus porque eran Vox Populi tras la marcha de BMW del WTCC y la participación con el M3 en Le Mans e ILMC. Puede que presenten a quienes yo creo que serán los pilotos alemanes del equipo en el Salón de Frankfurt y que Audi no sea el único protagonista DTM en el salón 😉 Mis candidatos (obvios) son Dirk y Jorg Müller.

    Por cierto, mi báscula sobre el “piloto robado” se decanta ligeramente hacia J. Green.

    Sobre un “Bristol” me conformaba con que la carrera de Lausitzring fuera mitad en el trióvalo y mitad en el “infield” 😉

    • Es verdad Lince, llenar el estadio no es facil, y había mucha gente por los aledaños, a nivel de público seguro que se lo pasaron muy bien. Otra cosa es hacerlo cada año, no lo tengo muy claro.

      Lo del punto no me convence, pero si la idea de hacer un día para las Marcas y otro para los Pilotos. Ya veremos como evoluciona esto, y como se lo plantean el año próximo, ya que con tres marcas será más complicado. Otra fórmula sería hacerlo por algún tipo de liguilla para que pudieran correr un poco más, pero bueno, como bien apuntas fue la primemra vez, ya sacarán sus conclusiones.

  9. Ah, una cosa más. Entre hacerlo a mitad de temporada o a final de temporada, prefiero como se ha hecho ahora. A final de temporada todas las fuerzas se concentran en la última carrera del año y así debe ser.

    En cambio, un parón a mitad de temporada creo que va bien, puede servir para enganchar a nuevos espectadores, para poner al día a los aficionados, recargar pilas en general, etc.

    Tras Munich, ¿sigues sin decantarte en Green o Spengler? 😉

    • No, no creo que tenga nada que ver. A estas alturas casi te diría que Spengler tiene dos ofertas encima de la mesa, a cual más suculenta, y que su decisión dependerá de si gana o no, pero al contrario de lo que piensas: si gana se irá, si pierde no.

  10. JESUS dijo:

    Tan mayor y aún en pecado, realmente nunca es tarde para pecar,… por cierto, esas fotos en los gradas también deben ser pecado.

    Cuando se acerque Valencia, trata de recordarlo, hacer una previa o algo así, avisar sin más a la parroquia, ya que si no, al menos yo, no me acordare, y nos quedaremos sin ir a pasar el día a la capital del Reino, con el bocata, la bota, y la cámara de fotos dispuesto hacer un barrido por las gradas.

    Ojo, si vas a venir en avión no te fíes del aeropuerto de Castellon…

    Saludos

  11. desi9904 dijo:

    Respecto al show, siempre parece que le falta algo, pero el aspecto del M3 es impresionante. Sabes si es el modelo de este año??, por que a la serie actual le falta poco para cambiar. En fin q la retransmision estuvo muy bien, lo mejor, las camaras lentas, donde se apreciaba lo que apuraban los pilotos

  12. Machaquito dijo:

    Carlos, Jesús lo dice porque los que no hemos pasado por vicaria vivimos en pecado.

  13. Teucro dijo:

    Bueno, el M3 es impresionante. Con ese color negro, parece una evolucion del coche fantástico.
    La verdad que desde que salieron de la F1, desde una óptica lejana es de agradecer que se estén involucrando en otro tipo de competiciones del motorsport. Entran en DTM, y al final de BMW es Mini, que ha empezado a rodar el WRC.
    A ver si dura.

    • Hoy y siempre una marca para ser importante tiene que estar involucrada en competición. Y cuando más importante quiera ser, más arriba debe aspirar. BMW no podía conformarse con el WTCC.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s