Puntos o victorias (I)

Debido a que el tema de los puntos ha vuelto a ser debatido a raíz de la entrada dedicada a la NASCAR, he rescatado este artículo que escribí para un anuario en el año 2005, antes de que Ecclestone hablara de ello por primera vez. Lo he puesto al día, especialmente en la segunda parte, que incluye una simulación del campeonato que hemos terminado, analizando el campeonato en base a las posiciones obtenidas.

En 1982 Keke Rosberg ganó el Campeonato del Mundo logrando una solitaria victoria, que, además, fue la primera de su carrera deportiva en Fórmula 1. Durante semanas se vivió con el suspense de que el piloto finlandés ganara el Campeonato sin lograr ni un solo triunfo, lo cual hubiera sido una tremenda paradoja.

Años antes, Niki Lauda ganó su segundo Título como piloto de Ferrari consiguiendo un triunfo menos que Mario Andretti, el piloto americano del Lotus 78, que ganó más carreras, pero también sufrió más abandonos, en parte porque los motores Cosworth de su monoplaza fueron los primeros en utilizar un material que por aquel entonces era casi exótico: el aluminio. En aquel entonces, Jacky Ickx, piloto ganador de 8 Grandes Premios y que posteriormente llegaría hasta las  6 victorias en las 24 Horas de Le Mans, terció en la polémica con una frase interesante: “El Título debería ser para quien lograra más victorias”.

Frase que siempre me quedó en la memoria para volver de vez en cuando a ella. La cuestión es interesante: ¿Quién debe ser considerado ganador, quien más puntos consigue o quien gana más carreras? ¿Qué es lo que tiene más mérito? Indudablemente estamos hablando de carreras y es evidente que quien llega primero, es quien consigue el fin final de toda competición, la victoria.

Aunque pocas veces ha ocurrido, se han dado casos de pilotos Campeones sin ganar carreras: Javier Juncadella ganó el primer Campeonato de España de F-1800, Oriol Serviá ganó la Indy Lights, e incluso Tom Sneva ganó el Campeonato Indy Car, y en los tres casos sin que ninguno de ellos obtuviera ni una sola victoria.

Mario Andretti perdío el título 1977 con su Lotus 78.

Los puntos 

El sistema de atribución de puntos ha tenido muchas variables, tanto en el automovilismo como en motociclismo. El sistema de los Campeonatos americanos, o de los Mundiales de Motociclismo, a base de atribuir muchos puntos a muchos participantes (25,20,15,12,10… o similares) es una fórmula tan valida como cualquier otra. El único inconveniente es que conseguir puntos tiene muy poco valor, pues con 15-20 puntuando y 20-25 en parrilla, quien más quien menos acaba la temporada con puntos en su haber.

En Fórmula 1, los puntos siempre han tenido gran valor, ya que al atribuirse pocos, el solo hecho de conseguir alguno ya tenía su importancia. Ahora, Alonso ha relativizado todo cuanto teníamos, pero durante muchos años Luís Pérez Sala fue nuestro referente, ya que había conseguido un punto en Silverstone en 1989. Y Pedro de la Rosa y Marc Gené también están en nuestra historia precisamente por eso, por que consiguieron puntuar.

Y sin quitar méritos a nadie, los puntos son una manera un poco ficticia de hacer clasificaciones, y condicionan mucho el planteamiento de las carreras. Al contar todos los resultados para la clasificación final, cada adelantamiento es un “todo o nada”, y hay que pensárselo dos veces. Antiguamente, cuando se descartaban los dos o tres peores resultados de cada temporada, el riesgo de salirse de la pista podía quedar minimizado, ya que cada participante tenía dos o tres oportunidades de que un resultado nulo no afectara su clasificación.

Sin embargo, ahora no es así, y arriesgarse a un nulo para ganar una posición que sólo vale unos pocos puntos no vale la pena, es mejor quedarse detrás y esperar acontecimientos. Lo que hace las carreras tremendamente aburridas en la mayoría de los casos, y ha llevado a los organizadores a los sistemas actuales de paradas en boxes o sistemas variados de calificación, para intentar animar las carreras.

No digo que volver al sistema de dos o tres resultados descartables sea la panacea para volver competitivas las carreras. Pero sí quiero disertar un poco sobre la idea de Jacky Ickx, que quizás no es tan descabellada como parece. El Título, para quien gane más carreras.

Pros y contras 

Alan Jones, Williams-Ford Cosworth, campeones en 1980.

Cuando Ickx planteó esta cuestión, y ya centrándonos en la Fórmula 1, en el Campeonato había cada año tres o cuatro equipos con monoplazas capaces de ganar, lo que daba un número aproximado de 8-10 pilotos capaces de optar a la victoria. Basta ver algunos de aquellos años, cogidos al azar. Entre paréntesis, el nº de victorias:

1975: Lauda (5), Emerson Fittipaldi (2), Carlos Pace, Jody Scheckter, Jochen Mass, , James Hunt, Carlos Reutemann, Vittorio Brambilla, Clay Regazzoni. Campeón, Niki Lauda.

1980: Alan Jones (5), René Arnoux (2), Nelson Piquet (3), Didier Pironi, Carlos Reutemann, Jacques Laffite, Jean Pierre Jabouille. Campeón, Alan Jones.

1985: Alain Prost(5), Ayrton Senna (2), , Michele Alboreto(2), Keke Rosberg (2), Nigel Mansell (2). Elio de Angelis Nelson Piquet, Niki Lauda, Campeón, Alain Prost.

1990: Ayrton Senna (6), Alain Prost (5), Nelson Piquet (2), Riccardo Patrese, Therry Boutsen, Nigel Mansell. Campeón, Ayrton Senna.

Con menos carreras había más vencedores, mayor reparto de triunfos, y visto desde la perspectiva de hoy, evidentemente el sistema de puntos era una buena solución, pues con tanta competitividad, un segundo o un tercero también tenían un gran valor. Ahí está el caso de Prost-Senna: en 1988 el brasileño consiguió una victoria más que el francés proclamándose Campeón, (haciéndolo por victorias, ganaba el Título definitivamente en Suzuka, igual que en la realidad) pero al año siguiente, 1990, el Título fue para el francés con…¡2 victorias menos! Claro que  el toque de Suzuka mediatiza mucho estas consideraciones.

Sin embargo, a partir de 1989-90, empezó una tendencia curiosa: había un equipo absolutamente ganador, y como mucho, algún otro intentando plantarle cara: a los años McLaren-Honda de Senna, Prost y Berger siguieron los años de Williams-Renault, con Mansell, Patrese, Prost, Hill y Villeneuve. Sus sucesores fueron los McLaren-Mercedes de Häkkinen y Coulthard,  y tras ellos llegaron los años del Ferrari de Schumacher. Todos ellos un paso por delante de la competencia, y limitando mucho el círculo de ganadores. Esta tendencia se ha roto en 2010, ya que hemos vuelto a tener tres equipos en lugar de dos, pero a la postre sólo ha habido cinco pilotos ganadores de tres marcas diferentes.

A pesar de todo, sólo tres equipos han logrado victorias (Foto JM Rubio).

Además, la tendencia de estas últimas temporadas, con la actual sofisticación de diseño y construcción hace que los equipos, al llegar los meses de Junio-Julio empiecen ya a pensar en la temporada siguiente, salvo que estén inmersos en la lucha por el Título, y eso normalmente solo afecta a dos  o tres de ellos, con lo cual el resto van tirando con lo que tienen.

Por ello, valorar más la victoria o la posición que la regularidad podría ser una formula interesante, ya que obligaría a los equipos a luchar por mejorar su mejor resultado y no a limitarse a sumar puntos. Es decir, estableciendo un sistema parecido al del medallero de los Juegos Olímpicos, donde la clasificación la determinan las medallas de oro, y después el orden se establece por mayor numero de oros, de platas y de bronces. Tendríamos una clasificación basada en los triunfos, después los segundos, los terceros etc. Y en caso de empate, se podría repetir el sistema con la calificación.

Un argumento a favor es que los pilotos tendrían que luchar más por ganar posiciones, ya que repetir, por ejemplo, un tercero podría servir de poco si tuviera ya un  par de segundos, así que tendría que atacar para mejorar.

Uno en contra, que ese mismo piloto, con dos segundos en su clasificación, poca motivación tendría al situarse en, pongamos, sexto lugar de una carrera, sabedor de que con los actuales índices de fiabilidad, difícilmente podría mejorar su clasificación en la general.

(Continuará)

Anuncios

Acerca de Carlos Castellá

Soy Carlos Castellá, comentarista de automovilismo deportivo. Empecé de joven en el karting, modalidad que me permitió iniciarme en las carreras y en el periodismo, y que me llevó hasta la Fórmula 1, donde fui locutor de televisión durante siete temporadas. También he trabajado en otros campeonatos como la NASCAR, el WTCC, el DTM, las World Series, la Indy Car y tantas otras experiencias acumuladas a lo largo de los años, tanto periodísticas como reglamentarias e incluso jurídicas.
Esta entrada fue publicada en Fórmula 1 2010 y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

14 respuestas a Puntos o victorias (I)

  1. Iñaki dijo:

    Son muy interesantes las apreciaciones sobre los riesgos a tomar en caso de poder descontar carreras y la de empezar a pensar en el siguiente Cpto., llegado a un punto del mismo en el que valoran que ya no tienen opciones. Recuerdo entorno a esto último, un comentario de Flavio Briatore en el que se le preguntaba en el año 2005, si el hecho de seguir desarrollando en el coche hasta el final del campeonato en aras a lograr el título, no le iba a consumir recursos para el coche del año 2006 y dijo que en renault tenían dos equipos de trabajo, uno para el coche en curso y el otro para el del año siguiente, por lo tanto si sus palabras eran ciertas, el desarrollo del coche del siguiente año no debería influir para el del actual y viceversa, aunque yo entiendo que hay espacios materiales como el tunel del viento que no se podrá aprovechar de la misma manera si está desarrollando ambos coches que si estás desarrollando solo uno, por mucho que tengas recursos humanos suficientes como para trabajar en ambos.

    En cuanto al contenido del artículo, hay que valorar que no todo el mundo sigue únicamente las posiciones de cabeza y que igual le dan más importancia a posiciones intermedias por estar su piloto favorito luchando por ellas y que no están contempladas “en el medallero”, por lo que para estos aficionados el sistema de victorias o medallas no les permite medir los éxitos de sus pilotos.

    A ver lo que nos ofrece tu segunda parte para que te dejara “de una pieza”.

    Iñaki

  2. Iñaki, lo de los dos “equipos de trabajo” es muy relativo. No sólo por el túnel de viento (un buen ejemplo) sino porque si un equipo tiene pongamos 20 personas dedicadas a un área determinada, si trabajan 10 en un año y los otros 10 en el siguiente (o cualquier relación, aunque fuese de 8 a 2) es seguro que debilitan la capacidad del departamento en cuestión. No desarrollarían bien el año en curso, e irían con retraso para el siguiente.
    Como dicen los ingleses, hay que meter todos los huvos en la misma cesta, o bien contratar más gente, pero eso es poco probable incluso en los grandes equipos.

  3. moto dijo:

    Joe Carlos, con tanto estudio me tienes aqui los findes de semana matantdome por leer todas las entradas que no he tenido tiempo a leeer Menudo ritmo as cojido!!!! Si no es el DTM es la NASCAR y con los dos campeonatos acabados son árticulos sobre la hisotrio de este deporte o sobre opinión de lo que sucede jejejjeje :). Yo propondria que puestos ha cambiar es sistema de punto estos puntos se diesen en la clasificación, y que luego en carrera si te adelantan pierdas puntos o si adelantes ganes los puntos que quitas a tu rival, puede aprecer complicado, pero podrñia ser muy divertido!!!!

  4. Hola moto, ¡hace tiempo que vengo pensando en un sistema de puntos positivos y negativos! Pero no he dicho nada porque no le he podido dedicar tiempo, y al fin y al cabo tampoco llegaría muy lejos, no creo que nadie aceptara una propuesta en ese sentido.

    En cuanto a lo demás, pues gracias por leerme, ahora el ritmo es un poco más lento, que estamos a final de año y toca un poco de descanso. Pero para enero…

  5. taz dijo:

    ¿puntos o victorias?
    victorias sin duda

    yo antes era de puntos (campeonato para el mas regular) pero me has convencido maese:
    VICTORIAS (campeonato para el mejor), y desempatar con los 2ºs, 3ºs, etc…..
    si te fijas al final es un sistema de POSICIONES que puede parecer lo mismo que los puntos pero no lo es porque el “peso” (% importancia en la clasificacion) que tienen los puntos no es exactamente el mismo que el que tienen las posiciones, es esa “distorsion” la que estropea el sistema de puntos.

    Se podría combinar el sistema de POSICIONES con uno de puntos asociado a las ganacias economicas que dan a los equipos, tantos puntos tanto dinero,
    habrían dos clasificaciones
    1.-la economica: nºptos = p. ej, $dolares ganados$/1000
    2.-la deportiva contarían solo y exclusivamente las posiciones

    ¿alguien hace la tabla de la distorsion puntos/posiciones?

  6. Machaquito dijo:

    Modo picajoso on:

    Después del 1988 no va el 1989???

    Modo Karna off:

  7. taz dijo:

    Entre partido y partido (de curling) me vino la inspiracion y me lancé a hacer la tabla comparativa entre el sistema de ptos y el de victorias.
    Maese, ¿te estropeo la 2ª parte si lo publico ahora?.

  8. ¿puntos o victorias?.
    Creo que antes de responder deberíamos tener claro el objetivo: ¿espectáculo o deporte?.
    Como deporte, estoy de acuerdo que el medallero o la posibilidad de quitarse los peores resultados (solución aplicada por la Federaciones regionales en innumerables campeonatos para evitar el factor “mala suerte”) hace que el ganador sea realmente el que más lo haya merecido; pero, como espectáculo, cuantos más pilotos lleguen al final con opciones al título más emocionante resultará el desenlace.
    Este año han llegado a Abu Dabi cinco pilotos con posibilidades matemáticas; con el sistema del medallero se hubieran quedado fuera de la lucha por el título los dos McLaren.
    La respuesta a esta pregunta enlaza con las de “agarre aerodinámico o agarre mecánico?, ¿técnica o piloto? porque en definitiva depende de nuestra posición ante la F1.

  9. taz dijo:

    Tiene razon pulguita, no lo había pensado, el sistema de victorias hace mas dificil (aunque no imposible) que mas de 2 pilotos lleguen con posibilidades de titulo a la ultima carrera (empatados a victorias) lo cual le quita emocion (que no necesariamente espectaculo).
    Pero sigo prefiriendo sistema de victorias.

  10. Buena reflexión. Veamos si consigo solucionar el problema de los tabuladores y puedo colgar la segunda parte. Si no lo consigo la reescribo, pero no me quedará tan explicativa.

  11. Teucro dijo:

    Carlos, no hay problema con lo del ’88 y ’90. Este año también hubo choque en Suzuka! jeje.

    Bueno, mientras leía todo esto solo pensaba una cosa. ¿Quién hubiera visto la segunda mitad del campeonato del año pasado después de los paseos triunfales de Button?. Si se da que un coche parte con clara ventaja, matamos el campeonato.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s